Terapia con células madre y marcadores inmunes: avances clave en la investigación y el tratamiento de la esclerosis múltiple

Cuando los nervios tienen parches estériles sin mielina, ya no pueden conducir correctamente las señales eléctricas ... la terapia implica la recolección de células madre de la médula ósea.

Más de 400,000 Los estadounidenses se ven afectados por la esclerosis múltiple (EM), una enfermedad neurológica degenerativa que causa una erosión de la grasa aislante (mielina) que rodea los nervios. Cuando alguien se ve afectado por la enfermedad, se debe a que los glóbulos blancos (linfocitos T) han cruzado la barrera hematoencefálica, generalmente impermeable, y se han comido la mielina, dando lugar a parches estériles.

Cuando los nervios tienen parches estériles sin mielina, ya no pueden conducir correctamente las señales eléctricas; conducen a problemas neurológicos y síntomas físicos que incluyen entumecimiento, pérdida del equilibrio, hormigueo, debilidad en las extremidades y / o una falta general de coordinación física.

Terapia con Células Madre

Algunos pacientes con EM están probando terapias nuevas y agresivas, incluido el tratamiento de terapia con células madre. El pionero del tratamiento de la terapia con células madre es el Dr. Saud A. Sadiq, del Tisch MS Research Center de Nueva York. Aunque todavía se encuentra en sus primeras etapas, la terapia implica la recolección de células madre de la médula ósea de los pacientes. Las células madre luego se transforman en un laboratorio en "progenitores neurales". Los progenitores neurales se inyectan en el líquido cefalorraquídeo del paciente. La intención es que los progenitores neurales eventualmente podrían conducir a la reparación de las vainas de mielina en el cerebro.

El tratamiento con terapia de células madre es solo una parte de un impulso más amplio para comprender los trastornos neurológicos que afectan la estructura del cerebro. A medida que la generación del baby boom envejece, más y más personas dentro de ese grupo de edad pueden verse afectadas por trastornos como la esclerosis múltiple, el Alzheimer y el Parkinson.

La Casa Blanca se ha comprometido a asignar $ 100 millones en fondos federales de investigación para iniciativas orientadas a comprender el cerebro. Además, organizaciones como el Centro de Enfermedades Neurológicas Ann Romney (esposa de Mitt Romney) también están trabajando para comprender el cerebro y sus trastornos neurológicos, en un esfuerzo por encontrar tratamientos y finalmente curarlos.

Señalar un marcador inmune: la próxima frontera

Muchos médicos e investigadores han cuestionado que si la EM es una enfermedad inmune, entonces debería haber algo conocido como marcador inmune. Por esta razón, encontrar un biomarcador que se pueda identificar mediante un análisis de sangre representaría una de las próximas fronteras principales en la investigación de la EM. Los biomarcadores potenciales que podrían indicar la presencia de EM ya se han identificado en algunos estudios. Además, se ha descubierto que los pacientes con EM tienen un nivel elevado de una proteína llamada serpina A3 en sus lágrimas, otra posible pista para la detección temprana.

Si bien los avances anteriores han encontrado formas de ralentizar el progreso de la esclerosis múltiple y tal vez disminuir la gravedad de los síntomas, el avance que todos los que más quieren encontrar es el que puede curar el cerebro, no solo aislarlo de futuros ataques.

Revertir el daño a través de la estimulación celular

El Dr. Ari J. Green, de la Universidad de California en San Francisco, es un investigador que trabaja para encontrar una manera de curar el cerebro. Su misión no es solo detener la enfermedad, sino también revertirla encontrando una forma de estimular las células llamadas oligodendrocitos, que producen la mielina, para reparar los nervios arrancados por la esclerosis múltiple. En lugar de inyectar células madre como en la terapia del Dr. Sadiq, el Dr. Green está tratando de fortalecer el cuerpo para hacer las reparaciones por sí mismo.

Mientras que la investigación y las pruebas continúan, hay factores / síntomas que las personas deben conocer.

Factores de riesgo

La investigación ha demostrado que, si bien la EM no tiene una alta tasa de heredabilidad, existe un componente genético arraigado principalmente en una familia de genes inmunes llamada el complejo principal de histocompatibilidad. Otros factores de riesgo son el medio ambiente, incluida la falta de vitamina D y fumar.

Tenga cuidado con los primeros síntomas

Muchas personas sienten entumecimiento en el brazo o la pierna o un hormigueo en la columna vertebral y simplemente lo descartan como un nervio pinzado. O bien, pueden sentirse desequilibrados o fatigados, y pensar que simplemente están saliendo con algo. La intervención temprana podría tener un efecto muy significativo en la configuración del resultado del tratamiento de la EM, por lo que alertar a su médico sobre estas condiciones y / o ser probado es crítico. A menudo, cuando una persona busca un médico y se le diagnostica, es posible que ya se haya causado una cantidad significativa de daño en su cerebro.

Para obtener más información sobre la esclerosis múltiple, consulte el artículo de Newsweek; En la búsqueda de una cura de esclerosis múltiple.

Deja un comentario